• Icono de YouTube
  • Icono de Google Plus

CUBARTE

todo

La Academia Cubana de la Lengua celebró el 90 aniversario de su fundación

Por Susana Méndez Muñoz
Fuente CUBARTE 02.10.2016

La Academia Cubana de la Lengua celebró el 90 aniversario de su fundación. Foto: Susana Méndez/Cubar
La Academia Cubana de la Lengua celebró el 90 aniversario de su fundación. Foto: Susana Méndez/Cubar

La Academia Cubana de la Lengua, (ACul) celebró el 90 aniversario de su fundación con una sesión solemne y pública realizada en el Aula Magna del Colegio de San Gerónimo de La Habana.

Se encontraban presentes el ministro de Cultura Abel Prieto Jiménez, la titular de Educación Ena Elsa Velázquez,  el señor embajador de España en La Habana, Francisco Montalbán Carrasco, representantes de las cancillerías de Panamá y Colombia, así como la mayoría de los miembros de número de la institución de la lengua en Cuba y otros reconocidos intelectuales.

Presidieron el acto el doctor Rogelio Rodríguez Coronel, director de la ACul, Darío Villanueva, director de la Real Academia Española y de la Asociación de Academias de la Lengua Española (ASALE); el académico venezolano Francisco Javier Pérez, secretario general de ASALE, la doctora Margarita Vásquez, directora de la Academia Panameña de la Lengua y la doctora Nuria Grégori, secretaria de la Junta de Gobierno de la ACul.

El doctor Rodríguez Coronel tuvo a su cargo las palabras de apertura de la sesión en las cuales se refirió a las múltiples actividades que ha realizado la institución a lo largo de todo el año para conmemorar su nonagésimo aniversario, las cuales culminarán en el mes de enero del 2017 con el Seminario Internacional Enseñanza de la Lengua Española: gramática, escritura y oralidad. Los diccionarios,  que impartirán expertos extranjeros de la talla de Ignacio Bosque, María Antonia Martín Zorraquino y Concepción Maldonado ,así como reconocidos académicos y profesores universitarios cubanos.

“La Academia Cubana de la Lengua siente que su mayor esfuerzo debe dedicarlo a la superación de los maestros y profesores de la lengua quienes tienen como misión prepararse de manera competente en el uso del Español”, afirmó el presidente de la ACul.

Seguidamente expresó que en la celebración “necesariamente tenemos que desentumecer la memoria” y recordó que la institución se creó el 19 de mayo de 1926 pero su sesión constituyente se realizó el 2 de octubre de ese año y que su director  fundador  fue  el   eminente   pedagogo  y filósofo Enrique José Varona; “ nuestra  primera  muestra  de  gratitud   a   los fundadores, entre los que también se encuentran Antonio Sánchez de Bustamante, Antonio Valverde, Francisco de Paula  Coronado, aquellos que junto a Fernando Ortiz redactaron los primeros estatutos de la corporación”; mencionó a otros ilustres miembros “porque un día como hoy no queremos que nadie quede en el olvido”, y citó los primeros estatutos donde reza que se creaba una institución que “velara por la pureza, propiedad y esplendor de la lengua castellana”.

Rodríguez Coronel ratificó la declaración que realizara en el pasado mes de abril la institución que lidera: “Creemos que la lengua desempeña un papel esencial en la formación de valores, en el afianzamiento de la cultura, en la expresión de sentimientos de pertenencia, en la conformación definitiva de una actitud social”.

Enfatizó en la gran responsabilidad de la lengua en el procesamiento de la información, en la organización del conocimiento y en la generación de las ideas en las circunstancias actuales caracterizadas por los acelerados cambios tecnológicos y científicos.

A continuación subrayó que la ACul “ que considera la Lengua Española como patrimonio de la sociedad,  hace un llamado a que todos, hablantes e instituciones, velemos por su preservación, desterremos expresiones inapropiadas que provoquen actitudes y conductas sociales agresivas, evitemos el uso de extranjerismos innecesarios, cuidemos la ortografía, especialmente en los espacios públicos y en los medios de difusión, respetemos los principios elementales de la comunicación y continuemos estimulando la educación lectora”.

Agregó finalmente “trabajemos todos unidos por prestigiar nuestra variedad lingüística como corresponde a un país que ha hecho una auténtica  revolución educacional; enarbolemos los valores de nuestra cultura, apelemos a la identidad que hemos ido construyendo a través del tiempo con grandes sacrificios y preservemos las ideas en torno a quiénes somos cultural e idiomáticamente para que la lengua, la literatura y la cultura continúen siendo el sostén y amparo  de nuestra existencia como nación”.

Al hacer uso de la palabra el señor Darío Villanueva confesó su orgullo y satisfacción por participar en dicho acto conmemorativo “volver a Cuba es siempre una regalía para mí, incluso por motivos de nostalgia familiar”.

Insistió en las ideas fundacionales de la Academia Española de la Lengua y de su homóloga cubana: contribuir al mejor mantenimiento y desarrollo de la lengua “Ese interés se plasmó en nuestros lemas Limpia, fija y da esplendor, por nuestra parte y Letra y espíritu en el caso de la institución cubana, y se confirma periódicamente como lo ha hecho recientemente el 22 de abril la Academia Cubana de la Lengua en su declaración junto a la estatua de Miguel de Cervantes y Saavedra en La Habana”.

Señaló los tres momentos más trascendentales de la historia de la Lengua Española: su fundación; la publicación en 1492 de la Gramática Castellana escrita por Antonio de Nebrija, que coincide con la llegada de Cristóbal Colón a América y el tercero “el que hace del español la lengua ecuménica que hoy consideramos la segunda por el número de hablantes en el mundo (…) El español es la lengua ecuménica que hoy es no por la Colonia si no por la independencia”.

Más adelante aseguró que cada uno de los hispanohablantes se siente hoy con toda legitimidad dueño de la lengua y que ésta “no es propiedad de nadie sino que pertenece al pueblo”; comentó asimismo que este lema está siendo presente en el trabajo de la Real Academia Española y de la Academia Cubana.

“La Academia Cubana desde Enrique José Varona, José María Chacón y Calvo y Fernando Ortiz, hasta el actual director, Rogelio Rodríguez Coronel y sus compañeros académicos, nunca han negado su concurso a plausibles objetivos en beneficio de nuestra lengua común cumpliendo escrupulosamente con los fines que de manera fundamental se ha atribuido a sí misma: porfiar por la unidad de la Lengua Española sin dejar de reconocer su diversidad y velar por la difusión, conocimiento y mejor uso de la variante nacional”, declaró.

A los doctores Darío Villanueva, y Fran­­­­cisco Javier Pérez les fueron concedidos en la sesión los diplomas que los certifican como Miem­bros Corres­pon­dien­tes de la Academia Cubana de la Lengua (ACul) y ambos ofrecieron discursos de agradecimiento.

El escritor y periodista panameño Guillermo Sánchez Borbón, más conocido por su pseudónimo Trsitán Solarte, que no pudo asistir a la ceremonia, fue acreedor también de la condición  de Miembro Correspondiente, diploma que recibió en su nombre la doctora Margarita Vásquez.

La ACul rindió tributo en el acto a la Academia Panameña de la Lengua “no solo por haber sido fundadas en el mismo año, sino porque las animaron los mismos propósitos de identidad, tal vez en condiciones más precarias que las nuestras”, apuntó el también decano de la Facultad de Artes y Letras de la Universidad de La Habana quien entregó a la doctora Margarita Vásquez un diploma creado especialmente con este fin por el destacado artista cubano de la plástica Roberto Fabelo.

La doctora Margarita Vásquez por su parte, en nombre de la institución  que  rige entregó al Premio Nacional de Literatura Roberto Fer­nández Retamar, miembro de la ACUL, el documento que lo certifica como Miembro Correspondiente de la Academia Panameña de la Lengua “porque su poesía es de primera línea y porque su obra ensayística reflexiona e ilumina sobre la naturaleza   y forma de la cultura latinoamericana; además la obra total de Don Roberto Fernández Retamar proyecta una visión descolonizadora”, aseveró la académica panameña.

Una gran clausura tuvo desde lo artístico esta sesión solemne y pública de la Academia Cubana de la Lengua como festejo central por el aniversario 90 de su fundación, con un pequeño concierto de la Schola Cantorum Co­ralina, bajo la dirección de la maestra Alina Orraca.

Añadir nuevo comentario